sábado, 14 de abril de 2012

UN DIA SOÑE - ARMANDO CANO

En los sueños que he tenido un día soñé con Mané.
Que caminábamos por la playa, nos tomamos de la mano
y en unas rocas de la orilla nos sentamos a platicar.
Hablamos del futuro, de nuestros sueños y esperanzas,
de las cosas simples de la vida.
Ay Mané, Mané.
Mané Castro Videla ya no atormentes mis sueños,
deja a mis ojos y mis manos,
no aumentes mis desvelos, no me robes más el sueño.
Deja tranquilos a mi alma y mis veranos,
déjalos ya de atormentar.
Ay Mané sufro con tu belleza, con tu porte, tu presencia.
Me desvela tu mirada y el aroma de tu cuerpo,
el calor que hay en tus besos y tu alma angelical.
Ay Mané, Mané.
¿De toda esta dicha, dime, a quien le puedo reclamar?

© Armando Cano.
Cancún
 
Publicar un comentario

Infames, traidores de la Patria

Perdió la Nación toda. Desde la Quiaca a Tierra del Fuego, la corrupción ha ganado. La corrupción y la ignorancia matan. Demasiados i...