martes, 4 de febrero de 2014

La miseria del gobierno revolucionario nacional y popular condena a los pobres.



La miseria del gobierno revolucionario nacional y popular condena a los pobres.

El desprecio a la vida de quien administra la nación, otra vez nos muestra la desnudez de una mujer déspota, caprichosa y enferma de codicia y odio.
Aquí no hay derecha, ni centro, ni izquierda, aquí la frivolidad y la moralidad ante la cámara es evidente e inquietante.
Es falso que el estado nos protege nuestra vida y nuestros bienes.
No es verdad lo que dice el gobierno.
La gran mayoría de los ciudadanos somos seres hacedores respetables, honestos, trabajadores, cuidadores y responsables de nuestras familias.
La primera mandataria es la primera responsable de todos los sucesos que ocurren desde la corrupción hasta la última muerte de un accidente de trenes.
La primera mandataria es la primera empleada pública nacional y debe responder ante la Justicia y la sociedad toda por cada uno de sus actos y sus dichos
La historia se hace en el día a día con sensatez, con funcionarios probos y no, con la soberbia que una vez más desvite el relato vacío de la Sra. Cristina Fernández Vda. de Kichnner

Mané Castro Videla
Publicar un comentario

Infames, traidores de la Patria

Perdió la Nación toda. Desde la Quiaca a Tierra del Fuego, la corrupción ha ganado. La corrupción y la ignorancia matan. Demasiados i...