miércoles, 5 de mayo de 2010

Hay cosas que faltan...

Me he dicho


o te he escuchado
que el tiempo no existe
que lo vamos creando nosotros
que es una conjunción de nadas hechas algo
o de algo surgiendo de la nada
es un concepto construido en el vacío
en la oquedad de mi delirio
Quizás vagas reflexiones
que surgen de la sabiduría prestada
de esas frases de vino en cercanía
por donde se deslizan los fantasmas del pasado
las ansiedades del presente

las noches convirtiéndose en madrugada
en un instante en que todo desaparece
salvo tus ojos
o tu sonrisa en el abismo de otra alborada
Acaso lo inaccesible
no lo sea tanto
tal vez todo lo existente
no este en todo lo nombrado
solo en parte
no  existen las palabras
que definen lo que sientes
pero eso no decide cuanto vives antes de la muerte
Son las pinturas que expresan el alma
las palabras más certeras
aquellas que no por carente de signos
dejan a las cosas en el sitio de lo posible
siendo allí donde desciendo un escalón a tu pedido
porque me vuelve más abierto
entre despoblados territorios que se cierran
en este punto unico del infinito
y sigo sintiendo que el tiempo no existe
que se evapora en la comisura de tus labios

entre besos robados por asalto
cuando sacas de mi alma a la madre
paseando en su carroza los dolores nuevos
que como una cenicienta

parirán alegrías merecidas
Y ahí estas
yo mirando extasiado tus decires
cuando graciosa despliegas tu persona
llamándome, convocándome
a una aventura nueva
la de dios de mis vocablos
con la tarea de narrar lo inenarrable
de pretender ser en este punto
algo inconfesable
el más humilde tallador de mis vocablos
en mitad de un lapso de hombre amable
tanto como un poeta puede
tanto como el tiempo que construye

Roberto Brindisi
Publicar un comentario

Infames, traidores de la Patria

Perdió la Nación toda. Desde la Quiaca a Tierra del Fuego, la corrupción ha ganado. La corrupción y la ignorancia matan. Demasiados i...